miércoles, 1 de junio de 2011

IARC: las radiaciones provenientes del teléfono móvil son posiblemente carcinógenas

COMUNICADO DE PRENSA
N ° 208
31 de mayo 2011

 
La IARC (Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer) ha clasificado los campos electromagnéticos de radiofrecuencia como posiblemente carcinógenos en humanos.
Lyon, Francia, 31 de mayo de 2011

La OMS (Organización Mundial de la Salud) y la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC) han establecido que los campos electromagnéticos de radiofrecuencia son posiblemente carcinógenos para los seres humanos (Grupo 2B), basándose en la mayor probabilidad de padecer glioma, un tipo de cáncer cerebral de tipo I, asociado al uso de los teléfonos móviles. 

Antecedentes
En los últimos años, se ha producido una creciente preocupación sobre la posibilidad de efectos adversos sobre la salud derivados de la exposición a campos electromagnéticos de radiofrecuencia, como los emitidos por los dispositivos de comunicación inalámbrica. El número de usuarios de teléfonos móviles se estima en unos 5000 millones a nivel mundial. 

Desde el 24 al 31 de mayo de 2011, un grupo de trabajo formado por 31 científicos de 14 países se han reunido en la sede de la IARC, en Lyon, Francia, para evaluar los riesgos carcinógenos potenciales de la exposición a campos electromagnéticos de radiofrecuencia. Estas evaluaciones se publicarán en el volumen 102 de Monografías de la IARC, que será el quinto volumen de esta serie que se centrará en los agentes físicos, después de dedicar el volumen 55 a la radiación solar, los volúmenes 75 y 78 a la radiación ionizantes (rayos X, rayos gamma, neutrones, radionucleidos) y el volumen 80 a la radiación no ionizante ( campos electromagnéticos de muy baja frecuencia). 

El grupo de trabajo de Monografías de la IARC examinó la posibilidad de que estas exposiciones puedan inducir efectos sobre la salud a largo plazo, en particular un mayor riesgo de padecer cáncer. Esto tiene relevancia en la salud pública, especialmente en los usuarios de teléfonos móviles, ya que el número de usuarios es cada vez mayor, especialmente entre los jóvenes y niños. Este grupo de trabajo examinó y evaluó la literatura disponible sobre las siguientes categorías de exposición según el tipo de campos electromagnéticos de radiofrecuencia:
  • Exposición a radares y microondas
  • Riesgos ambientales asociados a la transmisión de señales de radio, televisión y telecomunicaciones inalámbricas.
  • Exposición asociada al uso del teléfono móvil.
Los expertos internacionales comprobaron la compleja tarea de contrastar todos los datos de exposición, estudios sobre el cáncer en seres humanos, estudios sobre el cáncer en animales de experimentación y otros datos pertinentes. Se han producido en el mundo 237.913 nuevos casos de cáncer cerebral (en todas las categorías) durante 2008 ( los gliomas representan los 2/3 de estos tipos de cáncer) Fuente: Globocan 2008

Resultados
Las evidencias fueron revisadas de forma crítica, y de forma más concreta en el nivel 2, es decir, los usuarios de teléfonos móviles, con más riesgo de padecer glioma y neuroma acústico, y se vio la imposibilidad de obtener conclusiones para el nivel 3 para otros tipos de cáncer. Las evidencias sobre exposición en función de una actividad profesional se juzgaron como inadecuadas. El Grupo de Trabajo no justifica los riesgos, sin embargo, en un estudio del año pasado sobre teléfonos móviles ( hasta el año 2004), se observó un aumento de un 40% en el riesgo de padecer gliomas en los usuarios que los usaban muy a menudo ( unos 30 minutos por día en un período de 10 años) 

Conclusiones
El Dr, Jonathan Samet ( University of Southern California, EE.UU.), Presidente del Grupo de Trabajo, señaló que “ las evidencias son lo suficientemente destacadas como para obtener unas conclusiones en el apartado 2B. Esto indica que podría haber algún tipo de riesgo, y que por lo tanto debemos mantener una estrecha vigilancia sobre el vínculo entre los teléfonos móviles y el riesgo de cáncer”. 

Teniendo en cuenta las posibles consecuencias para la salud pública de esta categoría y los resultados obtenidos”, dijo la IARC:
El director Christopher Wild dijo que “es importante que se realicen investigaciones adicionales sobre el uso a corto plazo de los teléfonos móviles. A la espera de disponer de esta información, es importante tomar medidas prácticas para reducir la exposición, tales como dispositivos de manos libros o el envío de mensajes de texto.” 

El Grupo de Trabajo examinó cientos de artículos científicos: la lista completa se publicará en la Monografía. Vale la pena mencionar que recientes artículos científicos aparecidos en la prensa, como resultado del estudio Interphone, estuvieron a disposición del grupo de trabajo poco antes de que éste se convocase, lo que refleja el que hayan sido aceptados y fueran incluidos dentro de la evaluación. 

Un resumen de las principales conclusiones del Grupo de Trabajo de la IARC sobre los riesgos carcinógenos de los campos electromagnéticos de radiofrecuencia ( incluyendo el uso de teléfonos móviles) será publicado por la revista The Lancet Oncology en su edición del 1 de julio, y en breve estará a disposición en la red.
En las pruebas de carcinogenicidad se ha observado una asociación entre la exposición al agente y el cáncer, encontrando el Grupo de Trabajo una interpretación causal creíble, aunque no se puede descartar el azar, un sesgo, o una confusión, con seguridad razonable. 

Pruebas inadecuadas de carcinogenicidad: los estudios disponibles no tienen la suficiente consistencia o amplitud estadística como para permitir una conclusión respecto a la presencia o ausencia de una asociación causal entre la exposición y el cáncer, y no hay datos disponibles sobre cáncer en los seres humanos. 

a. Los resultados del estudio internacional INTERPHONE señala “riesgos de neuroma acústico en relación al uso del teléfono móvil ( Interphone Study Group, en Epidemiología del Cáncer, en prensa)
b. La estimación de la energía de radiofrecuencia absorbida por el cerebro debido al uso de los teléfonos móviles en el estudio de Interphone ( Cardis et al., Occupational and Environmental Medicine, en prensa) 

c. Riesgo de tumores cerebrales en relación con la dosis estimado de RF por uso de los teléfonos móviles. Resultados de Interphone en 5 países ( Cardis et al. Occupational and Environmental Medicine, en prensa)

d. Situación de los gliomas en relación con el uso del teléfono móvil. Análisis de casos (American Journal of Epidemiology, 24 de mayo de 2011.) 

IARC, 150 Cours Albert Thomas, 69372 Lyon CEDEX 08, Francia – Tel.: +33 (0) 4 72 73 84 85 – Fax: +33 (0) 4 72 73 85 75
IARC © 2011 – Todos los derechos reservados.

Para obtener más información, póngase en contacto con:

Dr. Kurt Straif, Monografías de la IARC Sección, en +33 472 738 511, o straif@iarc.fr, el Dr. Robert Baan, Monografías de la IARC Sección, en el +33 472 738 659, o baan@iarc.fr; o Nicolas Gaudin, Grupo de Comunicaciones de la IARC, en com@iarc.fr (+33 472 738 478)
Enlace a los archivos de audio publicados poco después de la sesión informativa:
http://terrance.who.int/mediacentre/audio/press_briefings/






No hay comentarios:

Publicar un comentario