domingo, 24 de abril de 2011

«Hay que tomar hábitos para reducir la radiación electromagnética»

El experto Asier Arregi impartió una charla en Ibarraundi. Hay campos electromagnéticos alrededor de los elementos metálicos: hornos, frigoríficos...

24.04.11 - 04:20 -
El tema del electromagnetismo y la salud preocupa cada día más a los usuarios de numerosos aparatos eléctricos en los domicilios. Pero no solo eso, también hay numerosos elementos en las calles que producen estas ondas. 
 
Asier Arregi es un experto en ondas electromagnéticas que hace escasas fechas impartió una charla en Ibarraundi museoa. Las personas se preguntan cuales son los efectos que tienen estas ondas o si los campos electromagnéticos que crean los aparatos que usamos en nuestros hogares (microondas, ordenadores portátiles, wifi...) afectan o no a nuestra salud o qué dicen las diversas leyes en vigor en Europa o qué materiales son necesarios para protegerse de los campos electromagnéticos. 
 
Asier cree que respecto al tema de las ondas electromagnéticas, «hay una necesidad de información, porque lo que nos llega no es claro. Lo que hay que recomendar es una 'higiene electromagnética'. O lo que es lo mismo. Una serie de hábitos que se pueden mejorar para disminuir la dosis de radiación electromagnética que recibimos. Que es cuestión de cantidad también, como si fuese tabaco. Hay que informar sobre los límites actuales legales, y los límites legales en otras partes del mundo. En baja frecuencia como las que emiten los transformadores de 50 hercios o líneas de alta tensión, el límite legal aquí es de 100.000 nanoteslas y en Suecia la normativa laboral lo máximo son 250. Con el tema de las microondas como es el caso de la telefonía móvil o wifi, máximo legal aquí entre 4000-10000 miliwatios metro cuadrado y por ejemplo en Salzsburgo o zonas sensibles como sucede en Castilla la Mancha, el límite legal es un miliwatio. En ambos casos se argumentan opiniones científicas, lo que demuestra que la ciencia también está dividida en este tema». 
 
Repercusiones 
 
Sobre las repercusiones que puede tener en el cuerpo humano recibir estas ondas electromagnéticas Asier señala que «según los que defienden los límites legales, lo que dicen es que las ondas no ionizantes solamente tienen efectos térmicos, simplemente calientan tejido. Otra parte de la ciencia, entre ellos investigadores del instituto Karolinska defienden que a parte de los efectos térmicos hay efectos biológicos, y con valores muy inferiores a los límites legales. Entre los efectos biológicos o efectos no térmicos tenemos el más notorio que puede ser el insomnio, al que pueden sumarse dolores de cabeza, estrés. Y de ahí en adelante, investigaciones científicas llegan hasta un cáncer». 
 
Los que más ondas emiten son los teléfonos móviles y los inalámbricos. Para tratar de evitar esas ondas electromagnéticas en las casas Asier comenta que sería necesario «vigilar la calidad de las instalación eléctrica. Conviene que la casa tenga una buena toma de tierra, ya que de no ser así, tenemos más campos eléctricos por todos los lados alrededor de todos los elementos metálicos: frigoríficos, hornos, cocina. En las instalaciones de los cables en las paredes también puede haber campos eléctricos».
Destaca el tema de la emisión de ondas de los inalámbricos «algunos de estos teléfonos emiten 24 horas, 7 días a la semana y otros solo emiten cuando hablas. La tecnología esta se llama DFT. A nivel de salud hay algunos que emiten bastante». 
 
Imanes en frigoríficos 
 
Sobre el tema que se está comentando últimamente de las repercusiones en los alimentos, de los imanes que se ponen en los frigoríficos, Asier comenta que «no creo que tengan ninguna importancia. Cierto es que los imanes alteran a todo aquello que pueda tener polaridad. De hecho hay terapia con imanes que funciona muy bien dentro de la medicina alternativa. Está claro que los imanes alteran pero los imanes que se ponen en el frigorífico son de muy pocos grados y creo que no afectan».
Para terminar, Asier señalo que «miedo no hay que tenerle a nada ya que el miedo se ha utilizado siempre para manipular. Los miedos hay que analizarlos e intentar quitarlos de en medio». 
 
http://www.diariovasco.com/v/20110423/alto-deba/tomar-habitos-para-reducir-20110424.html 
 
 
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario